‘La fragua de Vulcano’, una historia donde el pasado vuelve para ajustar las cuentas con violencia

Foto de La fragua de Vulcano

Tres amigos de la adolescencia se reencuentran treinta años después en una España que vuelve a sumergirse en un letargo del que ya había despertado, solo para darse cuenta de que no pudieron escapar de su pasado en común, así como tampoco pudieron mentirse sobre sus verdaderas identidades. Ahora ese pasado regresa para saldar las cuentas pendientes, con la violencia como arma. Pero ni todo es lo que parece ni ninguno es quien dice ser.

Con esta interesante premisa parte La fragua de Vulcano (editorial Distrito 93), la primera novela del escritor Ignacio Sáinz de Medrano. En ella, el autor elabora un sugerente relato en el que el pasado personal y político de España retorna, evidenciando así su vigencia actual.

El escritor presenta una talentosa técnica narrativa en la que se superponen dos planos temporales (los años 1980 y 2000, respectivamente) y dos narradores distintos (en primera y tercera persona), logrando de esta manera reflejar el ineludible pasado común de los personajes y el inevitable destino que les acecha a cada uno de ellos en el presente.

“Me pareció interesante que los dos planos temporales fuesen narrados por dos narradores diferentes. El pasado regresa como el testimonio escrito, soñado o recordado de uno de los protagonistas, de alguna manera un observador pasivo de la trama principal porque ya vive la suya propia (que no es menos importante). La multitud de ópticas y perspectivas quiere ayudar al lector, a pesar de la complejidad, a vivir la historia desde la piel de los personajes y no desde fuera”.

Andalucía es el escenario escogido por Ignacio Sáinz de Medrano para situar esta historia, cuyos espacios describe con una precisión que consigue transportar al lector a la infancia y juventud tempranas de los protagonistas y evoca una sensación de nostalgia que perdura en él durante toda la obra.

“Andalucía representa muchas cosas para mí. Es, en primer lugar, un espacio y un tiempo de infancia, de juventud temprana. Y, por eso mismo, un lugar mítico, casi un Macondo particular. Y, por otra parte, una parte de España que ejemplifica muy bien nuestra trayectoria reciente. Somos un país que se miró al espejo hace cuarenta años y decidió cambiar muchas cosas que no le gustaban. Y creo que ahora no tenemos el coraje para mirarnos de nuevo en él. Creo que Andalucía también tiene problemas con ese espejo”.

Alfonso, abandona su cargo político con una bolsa de deporte debajo del brazo, huye de madrugada en busca de refugio en el pueblo donde veraneaba de pequeño, intentando escapar de sus secretos. Allí se reencuentra con José, un amigo de su pasado al que no pensaba volver a ver y con el que se traslada a Sevilla, donde conocerá a Irene y con quien vivirá un intenso y turbulento romance.

El escritor delinea con maestría a unos antihéroes que consiguen romper la barrera de la ficción y que recuerdan a los lectores que, independientemente de la clase a la que pertenezcan, todos ellos luchan por alcanzar un estado de bienestar que a veces se les escapa de las manos.

“He querido crear antihéroes a partir de prototipos y de personas que conozco, sí. Y ha sido divertido construir personalidades complejas a partir de retratos psicológicos completamente opuestos. Un ejercicio que quise hacer voluntariamente”.

Ignacio Sáinz de Medrano discurre, además, sobre otros muchos temas existencialistas que siguen estando presentes (y, en muchas ocasiones, son inherentes) en el ser humano: la intimidad, la pobreza, la soledad, la hipocresía e incluso la culpa.

Una novela sagaz y verosímil que provocará que los lectores más versados reflexionen sobre la inexorable vigencia del pasado y la debilidad moral que existe tanto en los individuos como en la sociedad y que sientan esa añoranza por otros tiempos mejores que perdurará con ellos después de cerrar el libro.

La fragua de Vulcano ya está disponible en librerías, tanto físicas como online, para aquellos ávidos lectores que busquen una historia tan melancólica como inteligente.

Relacionados

¿Cómo elegir el toldo ideal? – Por Todotoldos.space

Con la llegada del verano y del calor son muchas las personas que buscan un…

The Valley lanza su propio “Next Generation Plan”, un programa social que facilita el acceso a la formación

El ecosistema de conocimiento digital The Valley ha lanzado su propio “Next Generation Plan”, una…

Ideas para personalizar marcos de fotos TodoMarcos.pro

Un marco de fotos no es un artículo de un gran valor, pero seguro que…

Confirman la eficacia de antioxidantes en la mejora de la fertilidad masculina

La infertilidad afecta el 15% de parejas en la edad reproductiva, y entre el 30…

Cogolludo, puerta abierta al Parque Natural de la Sierra Norte de Guadalajara

El consejero de Desarrollo Sostenible, José Luis Escudero, el delegado provincial de este mismo negociado,…

Blas Cantó y Sydney, de Echosmith, presentan ‘Americana’ para Diario Qué!

El estreno oficial de ‘Americana’ está siendo toda una tendencia en el mundo musical. Sobre…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *